2017 fue un año decisivo para las empresas a la hora de desarrollar nuevas pautas para atraer a los perfiles más talentosos. Las organizaciones se centraron fundamentalmente en ofrecer beneficios extra y apoyar a los empleados en su continuo desarrollo profesional. Por otra parte, el año pasado resultó ser muy positivo en lo que a contratación de talento femenino se refiere. Los líderes empresariales cada vez adquieren más conciencia de la relevancia que tienen las mujeres en los equipos de trabajo y, pese a que la brecha salarial continúa existiendo y la desigualdad laboral todavía persiste, parece que avanzamos en el camino correcto para paliar esta lacra.

2018 trae consigo novedosas tendencias, tales como herramientas para la gestión del capital humano y nuevas formas de pensar respecto a los perfiles que las empresas necesitan para afrontar los retos actuales.

La adaptabilidad, requisito imprescindible.

La estabilidad brilla por su ausencia en los tiempos que corren. La dinámica empresarial habitual es el cambio constante y ser consciente de ello es algo que te ayudará a estar prevenido en todo momento. Incluso, controlando los riesgos e incertidumbres, un día puedes estar en la cresta de la ola y al siguiente naufragar, razón por la cual la proactividad y la resiliencia aparecen constantemente como requisito en las ofertas de trabajo.

Antes, las empresas se regían por un plan estático que todos los empleados debían seguir, las formas de trabajo solían ser habitualmente férreas y, tanto las corporaciones como sus empleados, sentían pánico hacia los cambios. Hoy en día, por el contrario, el perfil que las empresas necesitan es una persona con visión, que sea capaz de prevenir posibles conflictos y afrontarlos resolutivamente; por eso la adaptabilidad es probablemente el bien más preciado en cualquier empleado. En palabras de Pettersson, jefe de producto de la compañía Arcus, “para los equipos más ágiles de hoy en día, un plan establecido ya no es una estrategia factible o exitosa para desarrollar un producto”.

Una forma de fortalecer la adaptabilidad es sumando diferentes experiencias a lo largo de la vida laboral. Por eso cuando una persona ha logrado adaptarse con éxito de una industria a otra es un indicador que revela su capacidad de resiliencia.

Cómo las nuevas herramientas tecnológicas pueden ayudarte en los procesos de contratación: la inteligencia artificial, el blockchain y los chatbots.

El uso de software que incorpora inteligencia artificial ha comenzado su despegue omnipresente incorporándose en todas las industrias. En lo que respecta a su uso para la gestión de los recursos humanos es de especial interés para ahorrar tiempo a los encargados de reclutar talento.

Brian Christman, vicepresidente de recursos humanos en Transfix, apunta que el big data es decisivo para ayudar a los equipos responsables de la contratación de talento a amplificar sus redes. Christman explica que les hace ser más eficientes desarrollando fuentes de alta calidad y, como resultado de ello, pueden predecir las habilidades y atributos de los candidatos con más potencial y altas probabilidades de éxito. De esta manera, son mucho más precisos y reducen el riesgo de que el candidato contratado no sea el ideal.

La tecnología blockchain, principalmente utilizada para realizar transacciones financieras, fue popularizada por su habitual utilización en el intercambio de bitcoins. Ahora su uso se ha extrapolado más allá del mundo de las finanzas virtuales, fundamentalmente porque una de sus virtudes es la capacidad que tiene para incrementar la rapidez en la interacción de información entre dos o más partes.

La aplicación de blockchain permite que todas las personas tengan la información más actualizada en todo momento, independientemente de la cantidad de personas que estén usándolo. Para los equipos de recursos humanos, esta tecnología implica simplificar y agilizar el proceso de contratación gracias a una comunicación mucho más efectiva.

Los chatbots también están generando un gran impacto en el mundo laboral. En el ámbito de los recursos humanos contribuye a ahorrar tiempo en la gestión de candidatos, desechando aquellos que no encajen en las perspectivas. Los candidatos pueden interactuar con el chatbot, el cual envía la información a un sistema de inteligencia artificial que la procesa. De esta forma, el proceso de contratación es mucho más rápido y no por ello menos efectivo.

No menosprecies el marketing como herramienta para atraer talento.

Teri Calderon, vicepresidente ejecutivo de recursos humanos en la firma Field Nation, es muy explícito en su visión sobre cómo atraer a los candidatos ideales. Calderon remarca la importancia de usar las palabras clave adecuadas, que son aquellas que buscarán los candidatos idóneos.

Por otro lado, Google for Jobs, que nació en 2017, se ha postulado como una prometedora aplicación para la gestión de los recursos humanos que definirá las nuevas formas en las que las empresas atraen talento.

Deja un comentario